Aunque cada vez se está poniendo más complicado decidir cuáles son las propuestas que de momento habrá que dejar en el tintero, seguimos adelante con nuestro proyecto. Así que aquí tienes la octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos.

Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

71) Aprende cómo era la vida en las trincheras de la Primera Guerra Mundial

Sí, ya sé que España no intervino nunca en la Primera Guerra Mundial y que los restos de la tristemente famosa Guerra de Trincheras, que tantos millones de vidas costó a Europa, se encuentran básicamente en territorio francés y belga.

De todos modos, si vas a Belorado y una vez allí visitas el Museo Internacional de Radiocomunicación Inocencio Bocanegra, podrás revivir la trágica vida que tuvieron que padecer aquellos soldados que dieron su vida sin saber muchas veces por qué.

Toda esta historia comenzó con Inocencio Bocanegra, un radioaficionado que impulsado por su afición, empezó a coleccionar toda suerte de radiotransmisores. Con el tiempo, esta afición se fue ampliando hasta abarcar toda suerte de elementos militares, hasta que de la mano del Ayuntamiento de Belorado, se puso en marcha el museo de radiocomunicación que lleva su nombre.

Reproducción de una Trinchera de la I Guerra Mundial en el Museo de Radiotransmisiones de Belorado - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Reproducción de una Trinchera de la I Guerra Mundial en el Museo de Radiotransmisiones de Belorado

El museo se ha construido de una forma absolutamente original, que ha sido la de reutilizar un antiguo silo destinado a guardar grano, para convertirlo en uno de los museos más sorprendentes de la provincia de Burgos por lo original y diferente de su contenido.

Además de una interesante muestra de multitud de radiotransmisores, el museo cuenta con dos elementos absolutamente originales. Por una parte, la recreación del Checkpoint-Charlie, que fue el puesto fronterizo más famoso del Muro de Berlín. Está reconstruida la calle en la que se situaba, la caseta fronteriza, e incluso hay un carro de combate M-60 Patton, igual al que en tiempos apuntaba amenazante al lado contrario, y que hoy es la estrella de la exposición para niños y mayores, ya que se puede entrar en él, siendo el único carro de combate visitable en España.

Y por otra parte, la única recreación en España a tamaño natural de una trinchera de la Primera Guerra Mundial, que además es la más grande de Europa. Podrás ver cómo era la durísima vida de aquellos soldados enfrentados a las balas enemigas y a las enfermedades, así como visitar la enfermería, la cocina o el puesto de mando, o descubrir dónde y cómo dormían protegiéndose de las abundantes ratas.

Anualmente se reúnen figurantes de toda Europa para revivir aquellos oscuros tiempos y que esta sea una lección para no olvidar.

72) Circunda el diapiro de Poza de la Sal

Como buen seguidor de esta serie de post de 100 cosas singulares que no sabes que puedes hacer en Burgos, recordarás que te he dicho que el nombre de Poza de la Sal le viene a esta localidad por sus famosos yacimientos de sal, que tanta riqueza y prosperidad le dieron en el pasado, tal y como ya te conté.

Posiblemente te preguntarías de dónde proviene esa sal, y eso es de lo que te voy a hablar, animándote a que hagas un recorrido circular alrededor del famoso diapiro de Poza de la Sal.

Diapiro de Poza de la Sal - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Diapiro de Poza de la Sal

Si pudieses ver este pueblo desde el aire, cosa que ahora es bastante fácil de hacer con aplicaciones tipo Google Maps, te darías cuenta de que está ubicado justo al pie de un páramo. Y si te fijas bien, verás que en el límite de ese páramo y encima del pueblo, se aprecia una especie de enorme cráter circular de casi 2,5 km de diámetro, en cuyo centro se alza desafiante un enorme peñasco de una roca de color verde oscuro, y que no es otro que el mundialmente famoso diapiro de de Poza de la Sal.

No voy a entrar a darte explicaciones complejas de tipo geológico de cómo se ha formado el diapiro. Así que para simplificar y para que me entiendas (y que me perdonen los geólogos), te diré que lo que estás viendo es algo así como una erupción volcánica a cámara lenta, en la que en vez de lava lo que sale es un pitón sólido de ofita, que es una roca de naturaleza ígnea similar al magma; que en su movimiento ascendente ha formado el cráter y ha arrastrado a la superficie cantidades enormes de la sal que se había depositado en las partes poco profundas del Mar de Thetys, que hace más de 200 millones de años ocupaba este lugar, y que había quedado enterrada a gran profundidad por el paso del tiempo.

Hacer el recorrido que te propongo te permitirá observar de cerca el diapiro, ver los afloramientos naturales de sal, así como ver la técnica utilizada para su extracción.

Pero antes de empezar a andar te recomiendo que visites el Centro de Interpretación de las Reales Salinas, donde podrás ver todo esto mucho mejor explicado y con más detalle. Y además te contarán que este singular fenómeno, con esta forma de cráter y en estas dimensiones, sólo se da en tres lugares en el mundo: en la India, en Estados Unidos y en Poza de la Sal.

73) Atraviesa un desfiladero en estado salvaje

Los desfiladeros han sido siempre pasos naturales utilizados por el hombre, por lo que es difícil encontrar uno que no esté recorrido por un camino o una carretera; y evidentemente, el que está en estado salvaje, o es porque está muy apartado de lugares civilizados y no mereció la pena abrirlo al paso, o es porque era realmente angosto y muy difícil hacerlo practicable.

El desfiladero del arroyo de la Estacada cumple estas dos características, y por ello se ha conservado en estado prácticamente virginal hasta hoy, y tanto es así que fue lugar de anidación de una de las últimas parejas de quebrantahuesos burgaleses.

Arroyo de la Estacada - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Arroyo de la Estacada

Al desfiladero se accede desde la localidad de Contreras, dirigiéndonos en dirección noroeste y dejando siempre a nuestra derecha la sierra del Gayubar, hasta llegar al punto en que ésta nos cierra el paso y se aprecia como el arroyo se dirige hacia un desfiladero que se abre al fondo.

Atravesarlo tienen un cierto toque de aventura ya que el paso es difícil y el camino a seguir es el propio cauce del río, y porque si hay algo de agua, llegará un momento en el que es posible que no podamos continuar, así que hay que ir siempre en época de sequía.

El cañón no es demasiado largo, pero el recorrido es realmente espectacular y digno de contemplar, con multitud de enormes bloques de piedra que cierran el paso a cada momento y hay que ir buscando la forma de sortearlos.

Al final del recorrido, saldremos a una explanada de la vera del río Arlanza, muy cerca del punto donde se encontraba el puente de Langston, aquel que volaban con explosivos en la película “El bueno, el feo y el malo”, y de la que ya te hablamos cuando te propusimos que conocieses el cementerio de Sad Hill, que por cierto, está bastante cerca del punto de inicio de la ruta.

74) Sumérgete en el misterio de un dolmen

Visitar un dolmen bien conservado, pasar por el corredor que lleva a su cámara sepulcral, e intentar imaginar cómo los hombres de hace 5000 años pudieron mover semejantes bloques de piedra sin medios mecánicos, es algo que todo el mundo debería hacer alguna vez.

Por suerte para nosotros, en Burgos es fácil llevar a cabo dicha experiencia, dado que, en la zona del Valle de Sedano, al noroeste de la provincia, se encuentra uno de los mayores conjuntos dolménicos de Europa que se extiende hasta las cercanas provincias de Palencia y Cantabria.

La práctica totalidad de los dólmenes de esta zona responden a la tipología de sepulcro de corredor, correspondiente a una cámara circular central formada por enormes bloques de piedra situados en posición vertical (ortostatos), y a la que se accede por un estrecho pasillo. Por su parte, el exterior de la estructura se recubría con tierra amontonada, dándole la clásica forma de tronco de cono.

Dolmen de La Cabaña en Sargentes de la Lora - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Dolmen de La Cabaña en Sargentes de la Lora
(Obra de David Perez bajo licencia Creative Commons Atribución 3.0 Unported)

Aunque se sabe que fueron utilizados como lugar de enterramiento colectivo, es un misterio el por qué los antiguos habitantes de estas tierras se dedicaron a construirlos precisamente en esta zona y con tanta profusión.

Aunque la mayoría de estos dólmenes fueron construidos durante el Neolítico, hace en torno a 5000 años, los arqueólogos han podido constatar que fueron utilizados con posterioridad durante otros mil años más.

Los dólmenes ya restaurados y mejor conservados que puedes visitar son el de “La Cabaña” en Sargentes de La Lora, “El Moreco” en Huidobro, o “La Cotorrita” en Porquera de Butrón.

De todos modos, y si esto te sabe a poco, que sepas que en toda la provincia de Burgos hay varias decenas de dólmenes localizados, y se siguen encontrado nuevos, así que tienes visita para rato.

75) Cata un buen vino en una bodega histórica

Está muy de moda eso de hacer enoturismo por la Rioja o la Ribera del Duero, visitando modernas bodegas diseñadas por arquitectos de renombre.

Pero eso ya ha dejado de ser algo singular, que es lo que nosotros buscamos aquí para enseñarte, así que lo que te proponemos es que visites una bodega histórica, en las que no verás instalaciones modernas y lujosas, sino paredes excavadas en tierra y roca, pero eso sí, conservando siempre cubas con vinos de excelente calidad.

Hay ejemplos de bodegas históricas en algunas localidades de la provincia, como es el caso de Aranda de Duero, pero nosotros te recomendados que visites la bodega histórica del Monasterio de San Pedro de Cardeña.

Bodega medieval de San Pedro de Cardeña - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Bodega medieval de San Pedro de Cardeña

Se trata de una bodega de estilo románico cuyos orígenes se remontan al siglo XI y que está considerada la bodega comercial en uso más antigua de España.

Además, y dado que está documentado que los monjes cistercienses ya elaboraban caldos en los siglos VI y VII, si tenemos en cuenta que el Monasterio de San Pedro de Cardeña fue el primero fundado por la Orden del Císter en nuestro país, nos encontramos ante unas instalaciones pioneras, puesto que los monjes utilizaban la uva de los numerosos viñedos que poseían en las riberas del Duero y del Ebro.

En la actualidad los monjes utilizan vino de la zona de La Rioja, ya que en el entorno de Burgos no hay viñedos, y elaboran un vino que comercializan con el nombre de Valdevegón.

La única pega que tiene esta bodega es que no tiene un régimen regular de visitas, y sólo la abren al público en fecha puntuales y muy señaladas, así que si quieres conocerla, tendrás que estar atento a los anuncios que hagan previamente.

76) Piérdete por el hayedo de Las Pisas

Aunque no podemos competir con Cantabria o Asturias, los burgaleses tenemos la suerte de que nuestra provincia guarda algunos de los hayedos más bellos y mejor conservados de España, y tanto es así que sería difícil decir cuál es el más espectacular para recorrerlo en otoño.

Eso sí, si preguntases cuál es el que guarda la mejor sorpresa al final del recorrido, entonces no hay duda, hay que ir al hayedo de Las Pisas y caminar hasta el punto en el que no es posible seguir el camino, ya que te encuentras con una pared rocosa de la que cae el arroyo de la Gándara, formando una de las cascadas más fotogénicas de la provincia: la cascada de las Pisas.

Hayedo de las Pisas - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Hayedo de las Pisas

El recorrido comienza justo a la entrada de Villabáscones de Bezana, un humilde pueblecito en el que acaba la carretera y de esos en los que es muy probable que no te cruces a nadie. A partir de aquí el sendero no tiene pérdida hasta llegar al arroyo, que hay que remontar aguas arriba con precaución, ya que poco a poco el camino se va poniendo cada vez más difícil.

El problema es que para ver la cascada hay que ir en época de lluvias o deshielo, con lo que todo suele estar muy húmedo y el arroyo crecido, y a veces es realmente difícil llegar hasta la cascada, así que vete preparado para la humedad y lleva calzado para el agua. Si llegas hasta el final, el espectáculo es realmente maravilloso.

Y de todos modos, si vas en época de sequía y todavía no hay casi agua, te animo a que hagas también el recorrido, puesto que es más fácil hacerlo y tiene el aliciente de poder ver el cauce seco y llegar hasta el pie mismo de la cascada, y así te darás cuenta de la increíble fuerza que ha de tener el agua para erosionar las rocas y moverlas dando lugar al fantástico paisaje por el que caminas.

77) Visita los lugares asociados a la leyenda del Santo Grial

Ya te contamos en otro post lo especial que era la ermita de San Pantaleón de Losa, y la relación que según algunos historiadores tiene con la leyenda del Santo Grial, y por añadidura con sus guardianes, la Orden de los Templarios, fundada por un grupo de aquellos caballeros cruzados cuya misión era defender los Santos Lugares y a quienes peregrinaban a Tierra Santa.

Dicho así, no parece que haya mayores pruebas de la veracidad histórica de lo que te he indicado, pero hay una serie de datos que pasaré a contarte, que hace que muchos se planteen esta posibilidad como un hecho realmente cierto.

Parece claro, para la mayor parte de los historiadores, que el Grial pasó de Francia a España en torno al año 1000, siendo a partir de aquí donde se le pierde la pista. Según algunos investigadores el Grial pudo conservarse durante largo tiempo en la ermita de San Pantaleón de Losa, lo cual vendría corroborado por el hecho de que muy cerca de ella se encuentran la Sierra Salvada y la Sierra de la Magdalena, así como las localidades de Siones y Criales. Te preguntarás qué tienen que ver cada uno de estos topónimos con la leyenda del Santo Grial, ¿verdad?, pues te lo contaré:

En la Sierra Salvada es donde se ha querido ver la ubicación del Mont Salvat, lugar donde los templarios custodiaban el Grial, según la mitología griálica.

La Sierra de la Magdalena haría referencia a María Magdalena y la supuesta descendencia de Jesús. Esta teoría defiende que los templarios, a través de un linaje secreto de la dinastía merovingia que era el propio Priorato de Sión, eran los descendientes de Jesús y María Magdalena, su propia estirpe, siendo de esta forma ellos mismos los custodios de la propia sangre de Jesús, y en cierta forma, el propio Grial.

Siones es una alusión a Sión, el monte de Tierra Santa en el que los cruzados, tras conquistar Jerusalén, erigieron sobre una antigua iglesia bizantina la iglesia de Santa María. Los sacerdotes que atendían esta iglesia eran conocidos como el Priorato de Nuestra Señora de Sión.

Resulta que en esta localidad burgalesa de Siones, existe una magnífica iglesia románica con una extraña y enigmática iconografía y cuya visita te recomiendo, cuyo nombre podrás ya imaginar que es también el de Santa María -igual que la del Monte Sión-, y cuyo origen se atribuye según algunos expertos a la Orden Templaria.

Iglesia de Santa María de Siones - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Iglesia de Santa María de Siones

Y para finalizar, el nombre de Criales (griales, Grial), no es sino una alusión directa al nombre de la copa donde José de Arimatea recogió la sangre de Cristo tras ser crucificado.

Coincidencia o no, para algunos son datos suficientes como para considerar cierto que el Grial se guardó durante muchos años en San Pantaleón de Losa, hasta que desapareció de allí.

En cualquier caso, no te pierdas una visita a estos lugares que te he señalado, ya que lo merecen.

78) Camina por un poblado troglodita

En esta octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos te llevamos hasta un lugar de lo más recóndito. En el burgalés Condado de Treviño, se encuentra la localidad de Laño, un pueblecito situado a la vera de un frondoso bosque caducifolio de hayas y robles rebollos, y en cuyo extremo opuesto se encuentran las paredes rocosas del valle del río Barrunta, hacia las cuales nos dirigiremos.

Este “Valle Santo”, o la “Capadocia Treviñesa”, como también se le conoce, fue en el siglo VII el hogar de una primitiva comunidad cristiana de época visigoda, que excavó las paredes de roca caliza para construir allí sus viviendas, almacenes, iglesias, eremitorios y sepulturas, formando una aldea de piedra dividida en dos por las aguas del río.

Las Gobas de Laño - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Las Gobas de Laño

Entre finales del siglo IX y comienzos del siglo X, la comunidad abandonó las cuevas y se trasladó al actual Laño, pasando a utilizarse las cuevas artificiales como lugar de enterramiento, de ahí la gran cantidad de sepulturas existentes.

En el siglo XVI su destino fue menos noble, ya que las cavidades sirvieron para encerrar el ganado.

El conjunto de cavidades de la izquierda (según se las ve desde Laño), es el que se conoce como las Gobas de Laño, y consta de 13 cavidades artificiales, una de la cuales, la llamada “cueva de la Dotora”, fue una vivienda individual excavada dentro de una roca separada de la pared, y sólo verla compensa la visita.

El conjunto que queda frente al anterior es el que se conoce como Santorkaria, y es algo mayor con 18 cavidades mucho más elaboradas y de mayor tamaño, y en mi opinión, es si cabe más espectacular que el primero.

Para tu curiosidad te diré que el nombre de “gobas” deriva de la palabra vasca “gobea”, que quiere decir cueva; y Santorkaria es una forma antigua de Santa Leocadia, una virgen hispanovisigoda.

79) Busca el sifón más profundo de España y el último nido de cigüeña negra de Burgos

Hace ya medio siglo largo que la cigüeña negra no cría en la provincia de Burgos. Y eso que según los testimonios de los monjes de Santo Domingo de Silos recogidos por José Antonio Valverde, uno de nuestros más grandes naturalistas y gran amigo de Félix Rodríguez de la Fuente, las cigüeñas negras anidaban a primeros del siglo XX junto a los buitres leonados, en los cortados rocosos de las riberas del río Arlanza.

Así pues, y teniendo en cuenta lo esquivas que son estas cigüeñas, al contrario que las blancas que tan acostumbrados estamos a verlas en lo alto de las espadañas de las iglesias, no es de extrañar que la última cigüeña negra que anidó en Burgos, escogiese para poner sus huevos un lugar de lo más recóndito y apartado de la vista, que no es otro que la surgencia de Fuente Azul, situada al fondo de un meandro del río Arlanza conocido como el valle de las Mozas.

Fuente Azul - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Fuente Azul

Allí encontrarás una roca con forma piramidal situada frente a una paradisíaca playa fluvial en la que es fácil recolectar conchas de almeja de río. Justo en la base de esta roca, y a escasos centímetros de la lámina de agua del río, se encuentra una grieta vertical y alargada, en cuyo interior se encuentra la surgencia de la que manan las aguas.

Esta surgencia de tipo vauclasiano, no es sino la salida en vertical de las aguas provenientes del sifón más profundo de España, y que cada año atrae a gran número de espeleobuceadores que poco a poco van añadiendo más metros de profundidad conocida a esta singular estructura geológica.

Un poco más arriba de esta apertura vertical, y hacia su derecha, verás otra pequeña cueva en la que todavía se ven perfectamente los restos del nido del que te he hablado.

Para acercarte hasta este lugar tan singular, hay que tomar la carretera que va desde Hortigüela hasta Covarrubias, y hacia la mitad del recorrido y tras pasar el monasterio de San Pedro de Arlanza y el primer puente que cruza sobre el río Arlanza, tomar un camino que sale a mano derecha y que nos lleva hasta nuestro destino.

80) Visita el lugar de origen de las primeras palabras escritas en castellano

Todo el mundo ha oído hasta la saciedad que las primeras palabras escritas en castellano aparecen en las Glosas Emilianenses, pero eso es porque no se han leído el Estatuto de Autonomía de Castilla y León, que en su Preámbulo indica claramente que los primeros testimonios escritos en castellano aparecen en el Becerro Gótico de Valpuesta, llamado así porque para escribir los textos se utilizaron pieles curtidas de terneros o becerros.

Estos Becerros o Cartularios de Valpuesta, que abarcan textos fechados desde el año 804 al 1200, son anteriores a las Glosas Emilianenses, y son los primeros textos y vestigios en castellano y los más antiguos hasta ahora conocidos.

En noviembre de 2010 la Real Academia Española de la Lengua los avaló en su condición de primeros textos escritos en castellano y publicó los dos volúmenes de estos cartularios, los llamados Becerros Gótico y Galicano.

Iglesia Colegiata de Santa María de Valpuesta - Octava entrega de cosas singulares para hacer en Burgos

Iglesia Colegiata de Santa María de Valpuesta

Aunque los originales están en el Archivo Histórico Nacional, merece la pena desplazarse hasta Valpuesta y conocer de primera mano la Iglesia-Colegiata de Santa María de Valpuesta, cuyos orígenes se remontan al año 804, cuando se construye la iglesia visigótica que sería sede episcopal para impulsar la repoblación del territorio en plena reconquista.

Después de muchas vicisitudes, la iglesia se reconstruye en el siglo XIV quedando el edificio actual que tiene un magnífico retablo del siglo XVI. Como en muchos otros casos, la desamortización de Mendizábal supuso su abandono y el inicio del consecuente proceso de deterioro.

Como la colegiata no tiene luz, si quieres visitarla tendrás que ir por la mañana y preguntar por el vecino del pueblo que tiene las llaves, quien amablemente te la mostrará.

Como curiosidad te contaré (y puedes verlo en Google Maps), que aunque Valpuesta está dentro del territorio de la provincia de Burgos y no aislada en ningún territorio isla, si quieres acceder por carretera hay que salir forzosamente de la provincia de Burgos y acceder desde la provincia de Álava.

 


Dónde alojarte en Burgos

Si quieres conocer alguna de estas 100 cosas singulares y necesitas alojamiento en Burgos ciudad a través de este enlace podrás buscar entre toda la oferta disponible en la ciudad.

Y si te quieres alojar en alguno de los pueblos de la provincia de Burgos a través de este enlace podrás encontrarlo.

Cómo ver el resto de las 100 cosas singulares que no sabes que puedes hacer en Burgos

Si te ha gustado todo lo que te hemos contado, compártelo y suscríbete a nuestro blog, y en los enlaces siguientes podrás ver las entradas anteriores de esta serie destinada a las 100 cosas singulares que no sabes que puedes hacer en la provincia de Burgos.

100 COSAS SINGULARES QUE NO SABES QUE PUEDES HACER EN BURGOS – 1 100 COSAS SINGULARES QUE NO SABES QUE PUEDES HACER EN BURGOS – 2 100 COSAS SINGULARES QUE NO SABES QUE PUEDES HACER EN BURGOS – 3 100 COSAS SINGULARES QUE NO SABES QUE PUEDES HACER EN BURGOS – 4 100 COSAS SINGULARES QUE NO SABES QUE PUEDES HACER EN BURGOS – 5 100 COSAS SINGULARES QUE NO SABES QUE PUEDES HACER EN BURGOS – 6 100 COSAS SINGULARES QUE NO SABES QUE PUEDES HACER EN BURGOS – 7

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
This site is protected by WP-CopyRightPro

¡No te pierdas ninguna entrada del blog!

Si te gusta viajar y te ha parecido interesante el contenido que has visto en el blog, suscríbete a nuestra lista de correo para recibir las últimas entradas que vayamos publicando.

Te enviaremos un mensaje de confirmación a tu correo, si no lo recibes mira tu carpeta de spam. Gracias

Shares
Share This