Esquiar en familia es una de esas actividades que bien planificada puede ser de lo más divertido o se puede convertir en una pesadilla si alguno de los niños decide que no quiere ponerse esa ropa tan incómoda o que no le gusta esquiar.

Nosotros comenzamos a ir a esquiar con nuestro hijo mayor cuando tenía 4 años y al pequeño le hemos llevado desde que tenía un año para que se fuese acostumbrando, y es que como en todo, es más fácil hacer algo con los niños si se han acostumbrado a ello desde pequeños.

Aunque ir a esquiar sigue siendo caro, si que es verdad que es menos caro que antaño, y en algunas estaciones existen ofertas de paquetes familiares para poder disfrutar de unos días en la nieve.

Si habéis decidido ir a esquiar en familia y es la primera vez que vais tenéis que tener en cuenta una serie de cosas, así que basándonos en nuestra experiencia vamos a darte unos consejos.

Consejos para esquiar en familia y no morir en el intento

1. Elige bien la estación de esquí

Hay muchas estaciones en las que disfrutar del deporte blanco, pero si tu intención es ir a esquiar en familia no hace falta que busques la estación más grande, ni con más cantidad de pistas. A menudo las estaciones más pequeñas están más adaptadas a las familias, y suelen ser más baratas.

Busca una estación que tenga jardines de nieve para los niños más pequeños, pero asegúrate de que les enseñarán a esquiar y que no sea sólo un aparca niños. Además asegúrate de que tenga una buena selección de pistas de principiantes y de nivel medio (verdes y azules), sobre todo si tus hijos están aprendiendo.

En España hay muchas estaciones especialmente adaptadas para esquiar en familia, para que todos puedan disfrutar según su nivel, como Formigal-Panticosa, Candanchu, AstúnSierra Nevada, Baqueira Beret

Estación de esquí de Sierra Nevada

Estación de esquí de Sierra Nevada

Nosotros tenemos relativamente cerca dos estaciones: Alto Campoo, en Cantabria y Valdezcaray, en La Rioja. Las dos son estaciones pequeñas, ideales para esquiar en familia, y además con bastantes opciones para poder hacer otras cosas después de esquiar.

En nuestro post Un fin de semana de esquí por la Comarca de Campoo puedes ver cómo es la estación de esquí de Alto Campoo y todo lo que puedes hacer con los niños en esa zona.

Curiosamente resulta más barato esquiar en Andorra o Francia que en España, por lo que puede ser una buena opción para esquiar en familia. En Andorra las estaciones más familiares son Grandvalira con su parque infantil de Walt Disney y Vallnord, que cuenta con un sistema magnético para que los niños no se puedan caer de los telesillas.

En el Pirineo francés hay dos estaciones que cuentan con el sello “Famille plus Montagne” (Familia y Montaña) otorgado por la asociación Ski France, que es una certificación oficial para estaciones de esquí especialmente adaptadas para familias. Estas estaciones son: Saint Lary y Font Romeu.

Aunque para aprender a esquiar te aconsejo ir a una estación en la que hablen tu idioma.

2. Consulta las webcams, el parte de nieve de las estaciones y las previsiones meteorológicas

El estado del tiempo es uno de los factores más importantes a la hora de esquiar con niños. Es muy importante estar al tanto de las temperaturas y el viento.

Para ello todas las estaciones de esquí disponen de una página web en la que consultar el estado del tiempo, de la nieve, comprobar si las pistas y remontes se encuentran abiertos o cerrados…

Haciendo uso del telesilla en familia

Haciendo uso del telesilla en familia

Además suelen tener unas cuantas webcams en las que ver en directo cómo está la estación en ese momento. Consultar las previsiones meteorológicas es fundamental a la hora de planificar un viaje para esquiar en familia, ya que no es agradable encontrarte con un día de niebla cerrada en la que no ves por donde esquías, con lluvia o con fuerte viento que obliga a cerrar parte de los remontes. También es importante comprobar el estado de las carreteras, por si los accesos están cerrados o hacen falta las cadenas.

En el punto anterior tienes los enlaces a todas las páginas web de las estaciones que te he mencionado.

3. Busca un alojamiento práctico

Si se trata de ir a esquiar en familia, lo ideal es buscar un alojamiento que no se encuentre lejos de la estación, y si está a pie de pistas mucho mejor. A nosotros nos gusta más alojarnos en apartamentos, porque para ir en familia es más cómodo ya que se dispone de más espacio que en una habitación de hotel. Ten en cuenta que el equipo de esquí de toda la familia ocupa mucho sitio en la habitación.

Algunos alojamientos recomendados para familias:

En Baqueira Beret el Hotel Tuc Blanc se encuentra a pie de pistas de la cota 1500, donde se encuentra el Parque Infantil 1.500 que es el ideal para los niños más pequeños (entre los tres meses y los dos años y medio). El hotel cuenta con un equipo de animación y actividades infantiles. Los Apartamentos Val de Ruda cuentan con guardaesquíes con calefacción para secar tu equipo y también pueden alquilarte el equipo de esquí.

En Sierra Nevada hay varios hoteles a pie de pistas: el Lodge, un hotel con salida directa a las pistas, en el que puedes disfrutar de un baño después de esquiar en su piscina exterior caliente. El Hotel Telecabina, es todo un clásico en esta estación, se encuentra a pocos metros de los remontes de Al-Andalus y Borreguiles. En cuanto a apartamentos, a pie de pistas se encuentran los Apartamentos Todosierranevada, que además del equipamiento completo de los apartamentos, cuentan con guardaesquíes.

En Panticosa el Hotel Escalar se encuentra a 300 metros de las pistas de esquí de Panticosa y tiene sala de juegos y piscina climatizada. Otro de los hoteles familiares a pie de pista es el Hotel Casa Morlans también está a 300 metros de los remontes y tiene un restaurante de cocina típica aragonesa. Y en cuanto a apartamentos destacar los Apartamentos Blasco, aunque están algo más alejados de las pistas, en Tramacastilla de Tena.

En Grandvalira  el Hotel Nordic está ubicado en unos bonitos chalets de montaña a los pies de las pistas de Soldeu-El Tarter, con el alojamiento se puede acceder gratis a la bañera de hidromasaje y a las piscinas cubiertas y al aire libre. Justo al lado del Nordic se encuentran las pistas de esquí de la estación de Grandvalira. Además podrás guardar los esquíes y alquilar material de esquí en el propio hotel El Hotel Casado que se encuentra a 50 metros de las pistas de Grandvalira está situado en Pas de la Casa, una ciudad situada al lado de la frontera con Francia y un destino muy popular durante el invierno.

4. La ropa

La ropa de esquí es cara y los niños crecen muy rápido, por lo que no es necesario comprar ropa de marca, pero si que sea de buena calidad, ya que los niños suelen tirarse en la nieve o lanzarse bolas durante buena parte de la jornada de esquí, y no queremos que acaben empapados ni helados. Un niño que no pase frío será un niño feliz.

Disfrutando de la nieve

Disfrutando de la nieve

Una buena solución puede ser pedir prestado a algún amigo o familiar ropa que ya no usen de sus hijos o comprar en grandes cadenas de ropa deportiva o por internet donde encontrarás ropa más barata.

Para que toda la familia esté lista para ir a las pistas de esquí te aconsejo que hagas una lista con lo que necesitareis y que compruebes que no falta nada.

Equipo para esquiar en familia

Equipo para esquiar en familia

Es mejor vestir a base de capas, ya que suele haber una gran diferencia de temperatura entre la parte baja de la estación y la más alta. Además tienes que tener en cuenta que los más pequeños pierden el calor corporal mucho más rápido que los adultos, y no queremos que acaben congelados.

Esta es la ropa que necesitarás llevar para esquiar:

Si hace mucho frío será necesaria la ropa interior térmica, una camiseta y un pantalón ceñidos.

Calcetines de esquí, que son calcetines gruesos hasta a la rodilla, te recomiendo que lleves varios pares, porque pueden acabar mojados.

Camisetas que sean transpirables, para evitar un enfriamiento por el sudor.

Forros polares.

Pantalones de esquí, preferiblemente con tirantes.

Chaqueta de esquí impermeable.

Para los niños más pequeños es muy práctico un mono de esquí que evita enfriamientos, pero no de los monos que se veían antes que eran una sola pieza, a mi me parece más cómodo un pantalón tipo mono sin mangas y encima una cazadora. Para los niños es ideal llevar un pantalón y chaqueta de repuesto por si se mojan demasiado o se manchan.

Braga de cuello, mejor si es de forro polar o las Buff que permiten ponérselas de varias formas.

Guantes o manoplas, para los niños las manoplas son más cálidas. Asegúrate de que disponen de una goma que se pone en la muñeca y evita que se pierdan si se los quitan. Es recomendable llevar otros de repuesto, ya que acaban muy mojados o por si se pierden. Ten en cuenta que si se pierden en las pistas y tienes que comprar otros en la estación los vas a pagar mucho más caros.

Gafas de esquí, mejor las de tipo máscara o de ventisca y que sean de protección media para todo tipo de clima. El tema de las gafas es muy importante, ya que la radiación ultravioleta del sol al reflejarse en la nieve puede producir lesiones oculares.

Casco, el uso de casco es obligatorio para los menores, y debe ser de su tamaño, que les ajuste bien en la cabeza: En este tema no hay que escatimar ni comprar uno demasiado grande para que les dure más. Es un sistema de protección muy importante. Si no quieres comprarlo puedes alquilarlo en la estación con el resto del equipo.

Gorro, si los niños van a descansar un rato jugando en la estación les vendrá muy bien utilizar un gorro una vez que se han quitado el casco.

Botas de après ski o descansos, son botas que utilizarán antes de calzarse las botas de esquí y después. Tienen que ser botas impermeables y cálidas porque normalmente no hay nieve solo en la estación, sino en el resto de la zona.

5. Alquilar el equipo

Para los niños no es imprescindible comprar el equipo de esquí, pero si tienes varios hijos y va a pasar de uno a otro, mi consejo basado en la experiencia es que compres el equipo porque lo vas a amortizar y a la larga te saldrá más barato que alquilarlo.

En las estaciones de esquí te alquilan el equipo para toda la familia o sólo para los que se necesite.

Tanto si lo alquilas como si lo vas a comprar, el equipo que vais a necesitar es el siguiente:

Esquís o tablas de snowboard: adaptados a cada uno de acuerdo con su altura y su nivel de esquí.

Botas de esquí: asegúrate de probarlas con los calcetines de esquí para comprobar bien el tamaño.

Bastones: los principiantes no necesitarán bastones de momento, durante las clases de esquí los monitores indicarán cuando es recomendable su uso.

Cascos: como ya he dicho es obligatorio para los niños, pero también es muy recomendable para los adultos.

Tortuga o protector de espalda: Para los niños es recomendable el uso de la tortuga, para proteger su espalda. Esta protección no es obligatoria pero si que es recomendable. Tanto el casco como la tortuga les ayudarán en caso de caídas o atropellos, porque se pueden encontrar con otro esquiador inexperto que se les lleve por delante.

El uso del casco es obligatorio en niños

El uso del casco es obligatorio en niños

Si vas a ir a esquiar en familia durante las vacaciones escolares ten en cuenta que la estación estará muy llena de gente aprovechando las mismas, así que te aconsejo que si vas a alquilar el equipo lo reserves con anticipación, para evitar sorpresas. Lo puedes hacer por internet a través de la página de la estación. Pregunta también si los almacenan durante la noche para no tener que cargar con ellos al terminar la jornada.

6. Protege tu piel del sol

La luz del sol se refleja en la nieve haciendo que recibamos la luz directa y la reflejada. Además, al efecto del reflejo hay que sumar la menor densidad de la atmósfera debido a la altitud, por lo que la radiación ultravioleta es todavía mayor. Así que es fundamental el uso de crema de protección solar, incluso en los días en que esté nublado.

7. La paciencia es la clave del éxito

No lleves unas expectativas demasiado altas, no pienses que es un fracaso si los niños deciden que no quieren aprender a esquiar, quizá sea mejor que al principio se limiten sólo a jugar con la nieve. Ten en cuenta que no es un medio en el que moverse fácilmente y menos para los niños pequeños que no están acostumbrados a él. Sólo cuando se sientan cómodos allí, seguramente desearán aprender.

Jugando en la nieve

Jugando en la nieve

El objetivo de ir a esquiar en familia es pasar una jornada divertida en la nieve con sus padres y hermanos, así que es fundamental que los niños no vean la nieve como algo negativo: frío, humedad, viento… sino como algo positivo, como un juego.

Al principio la nieve debe de ser un juego, jugar a tirarse bolas, a deslizarse con un trineo, a hacer muñecos de nieve… así se irá acostumbrando a llevar esa ropa tan incómoda. Al principio los niños son muy reacios a llevar esa ropa o a ponerse el casco, los guantes o las gafas, pero hay que ser firmes en eso, sin guantes, casco y gafas no se juega en la nieve o se esquía.

Deslizarse en trineo es una de las actividades divertidas en la nieve

Deslizarse en trineo es una de las actividades divertidas en la nieve

Tienes que ser positivo con el proceso de aprendizaje, si estás muy ansioso los niños lo notarán y se pondrán nerviosos, pero si te muestras alentador y positivo, los niños responderán bien y disfrutarán de la aventura.

No tengas prisa en que aprenda rápidamente, no puedes pretender que en dos días aprenda a esquiar, aunque con las técnicas y el equipo actual los niños aprenden mucho más rápido. Debemos dejarles que vayan cogiendo poco a poco confianza y evitar que pasen un mal rato, ya que pueden pensar que esquiar es algo que les supera.

8. Las clases de esquí

Ten en cuenta la edad de los niños, aunque pueden empezar a esquiar desde que son capaces de andar, a los 4 o 5 años es una buena edad para dar los primeros pasos y que se vaya habituando a deslizarse y a los remontes. A partir de los 8 o 9 años es cuando los expertos consideran que es la edad correcta para progresar en el aprendizaje, debido a su desarrollo psicomotriz y a que las piernas tienen la suficiente fuerza para esquiar con seguridad.

Familiarizándose con los desplazamientos en la nieve

Familiarizándose con los desplazamientos en la nieve

Para los principiantes las clases de esquí son fundamentales, quizá tu sepas esquiar, pero eso no quiere decir que sepas enseñar a tu hijo. Al principio le puedes ayudar a desplazarse con los esquís, pero si quieres que aprenda la técnica correctamente necesitará unas clases.

Si estás pensando en un viaje de esquí durante una semana, te recomiendo que reserves tres días consecutivos de clases.

Una jornada de esquí tiene que ser algo divertido, así que hablarles a los niños de escuela de esquí, les puede sonar a colegio, y eso no suena muy divertido. Así que será mejor plantearlo como una aventura. Esquiar en familia tiene que ser una actividad divertida para disfrutar todos juntos con la nieve.

9. Lleva algo para reponer fuerzas

Como en todos los deportes es importante hidratarse y alimentarse bien, sobre todo en el caso de los niños que no paran. Así que es buena idea llevar agua encima y algo de comer, como unas barritas de chocolate, unas galletas, fruta …

10. Aprovecha a esquiar en familia mientras puedas

Esquiar es una actividad que puede practicar toda la familia, pero cuando los niños son pequeños es cuando más les va a gustar ir con sus padres.

Un descanso durante una jornada de esquí en familia

Un descanso durante una jornada de esquí en familia

Una vez que alcancen la juventud es más probable que ya no nos quieran acompañar. Este es un deporte al aire libre, en un entorno natural envidiable, en el que disfrutar de una actividad todos juntos y de forma divertida, así que mientras puedas aprovecha y no te lo pierdas.

  • Las fotografías que no llevan nuestra marca de agua han sido cedidas por shutterstock.
  • Algunos de los enlaces son enlaces de afiliados, si haces uso de alguno de ellos estarás ayudándonos a mantener el blog y a ti no te costará más.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Shares
Share This
This site is protected by WP-CopyRightPro

¡No te pierdas ninguna entrada del blog!

Si te gusta viajar y te ha parecido interesante el contenido que has visto en el blog, suscríbete a nuestra lista de correo para recibir las últimas entradas que vayamos publicando.

Te enviaremos un mensaje de confirmación a tu correo, si no lo recibes mira tu carpeta de spam. Gracias